Verdi fue denominado ciudadano honorario de Parma y la ciudad eregió para él un grandioso monumento.

La que vemos hoy cercana a la Pilotta es, sin embargo, sólo la “pequeña” ara central de un complejo más majestuoso  dedicado al cisne de Busseto, que era situado en frente a la estación ferroviaria, en el área donde se encuentra hoy via Verdi.

Constituido por un gran arco del triunfo sostenido por leones que arrastran un carro mitológico, y por altos pórticos sostenidos por terrazas, fue dañado durante los bombardeos de la segunda guerra mundial.

No obstante los daños no fuesen graves se prefirió tirarlo abajo ante la necesidad de reconstruir la ciudad en el postguerra.

De las 28 estatuas originales que lo adornaban, y que representaban las óperas del Maestro, algunas se salvaron de la destrucción gracias a la iniciativa de algunas personas particulares y apasionados que las llevaron en salvo.

Algunas se pueden ver todavía en  Roccabianca en la sala llamada “Arena del Sole”.

CATEGORIA
Monumentos
INDIRIZZO
Ara del monumento a Giuseppe Verdi, Piazzale della Pilotta
43121 Parma
Italia